Unsere Facebook-Seite

24h Störungsdienst

0163-8606044

¿Qué son los nanotubos de carbono?

La existencia de carbono en forma de pequeños tubos (Carbon Nano Tubes, CNT) no se descubrió hasta principios de la década de 1990.  Se detectaron CNT de pared simple y de pared múltiple con un espesor de entre 0,4 y aproximadamente 100 nanómetros. Debido a sus excepcionales propiedades, han sido desde entonces objeto de una intensa investigación en todo el mundo. Sus propiedades eléctricas son destacables: la capacidad de corriente puede ser aproximadamente 1000 veces mayor que la de los alambres de cobre.
El nuevo estado de la producción de calor no es comparable al de otros sistemas, gracias a la combinación de nanotecnología molecular con calor infrarrojo, que ha supuesto un gran salto en muchas áreas del desarrollo de calor, incluyendo la medicina.

Actualmente somos el mayor fabricante de tecnología de calefacción infrarroja de nanocarbono en Europa y fabricamos exclusivamente en Alemania nuestros sistemas de calefacción (calentamiento por ondas de calor) de nanotubos de carbono (CNT) en todos los tamaños y gamas de potencia para la industria, el comercio, la construcción de viviendas y la ingeniería de procesos. A través de la producción en serie mecánica se logra una uniformidad sin precedentes en la temperatura de las superficies. La superficie de nuestros elementos calefactores de pared y techo se compone exclusivamente de placas de fina cerámica de alta calidad, material que nos distingue de todos los demás fabricantes. Esta especial placa cerámica garantiza un rendimiento de radiación no lineal incomparable. La temperatura de la superficie de las baldosas cerámicas es de unos 75° C para todos los elementos de pared y techo.
En estrecha colaboración con la Universidad RWTH de Aachen y la Universidad de Maastricht, hemos desarrollado soluciones óptimas para que nuestros clientes puedan beneficiarse al máximo de nuestra investigación conjunta.

Para la calefacción por suelo radiante en edificios de viviendas hemos desarrollado tres versiones, las cuales puede ver en nuestra película de presentación (pendiente de patente). Para el techo suspendido Odenwald fabricamos placas calefactoras especiales, que se pueden insertar con la rejilla europea 61,5 x 61,5 cm.
Nuestros calefactores pueden funcionar con corriente alterna o continua. También puede hacerse una conexión directa a una instalación fotovoltaica.
Los calefactores no se sobrecalientan, ya que llevan instalado un fusible de forma estándar como protección contra sobrecalentamientos.
Todas las piezas incorporadas son incombustibles y cumplen con la norma DIN 4102-4, clase: A2.